Lunes, Dic 10th

Last updateMié, 26 Sep 2018 9pm

       

Artículos

Falleció el exalumno Padre Juan Donoso Zavala (q.e.p.d.)

p. JuanLamentamos comunicar el sensible fallecimiento de nuestro querido amigo y hermano exalumno Padre JUAN DONOSO ZAVALA, ( q.e.p.d.), acaecido el pasado martes 28 de Junio de 2011, producto de una insuficiencia respiratoria.

El Padre Juan Donoso Zavala había egresado de nuestro Colegio en el año 1934, siendo seminarista de la Congregación de los Padres Asuncionistas.

Así informaba el Departamento de Comunicaciones del Santuario de Lourdes : En el Hospital Clínico de la Pontificia Universidad Católica de Chile, falleció en la mañana del martes 28 de junio el sacerdote Juan Donoso Zavala, destacado religioso asuncionista, a la edad de 86 años.

Sus funerales se realizarán este miércoles 29, luego de una misa de exequias a oficiarse en la Basílica de Lourdes, a las 16:00 horas, en la comuna de Quinta Normal en Santiago.

El Padre Juan Donoso había nacido en Los Andes, Chile, el 1 de diciembre de 1924, hijo de Juan Segundo Donoso y Claudina Zavala, bautizado en la Parroquia de Santa Rosa, de Los Andes, el 24 de mayo de 1925, y confirmado en Rengo-Mendoza (Región de O´Higgins ), el 14 de noviembre de 1935.

Sus estudios básicos los efectuó en el Instituto Marista de Los Andes; su enseñanza Media en el Seminario Asuncionista de Rengo-Mendoza,(Región de O´Higgins ).

Su vocación religiosa la plasmó en la Congregación Asuncionista. Noviciado y estudios de Filosofía en la Comunidad Nuestra Sra. de Los Ángeles, El Golf (Santiago). Su primer año de Teología lo cursó en la Facultad de Teología de la Universidad Católica de Chile, en 1944, y la culminó en el Seminario Internacional de Layrac (Agen- Francia).

Su profesión perpetua tuvo lugar el 16 de julio de 1947 en el Seminario de Rengo-Mendoza. Fue ordenado diácono el 09 de octubre de 1949 en Agen, (Francia), por monseñor Jean Marcel Rodié, y ordenado sacerdote el 04 de marzo de 1950 en Layrac (Francia), por mons. Rodié

Su actividad pastoral la realizó en diversos lugares:


- Belgrano, Argentina, en 1956 como vicario parroquial. 
- Párroco en Lourdes-Santiago y superior de la comunidad “Patria Nueva”, 1969. 
- Medellín, Colombia, en 1974, Instituto Pastoral de Celam. 
- Superior y párroco en Valparaíso, en 1984. 
- Vicario, y luego superior y párroco en Santos Lugares, Buenos Aires, Argentina, de 1986 a 1989. 
- Y superior, párroco y rector del Santuario de Lourdes en Santiago, entre 1993 y 1998. 
- Director de El Eco de Lourdes, entre los años 1960 y 1966, y además sub-director hasta la fecha.
- Vicario parroquial y ecónomo en Ntra. Sra. de los Ángeles, El Golf, en el 2000. 
- Vicario parroquial en la parroquia Ntra. Sra. de Lourdes, Santiago.

El Padre Juan Donoso tuvo cargos de responsabilidad a nivel de la Congregación, especialmente como Ecónomo provincial por varios años. Participó en Encuentros Latinoamericanos Asuncionistas de Río de Janeiro, en 1980 y Santiago de Chile, en 1982, y en diversos Encuentros latinoamericanos de rectores de santuarios.

Fuente: Comunicaciones Santuario de Lourdes Santiago


 

INSERTO:

Padre Juan Donoso Zavala, ex cura párroco de la Iglesia de Rengo. La verdad es que estuve cerca de él en los más difíciles momentos que tal vez le ha tocado vivir a nuestro país. Fueron años en los que colaboró en el mantenimiento de la reflexión, al permitir que un grupo de ciudadanos nos reuniéramos en algunas de las salas de la casa parroquial para leer y comentar acerca de la encíclicas papales, que hablaban de una sociedad más justa y solidaria.


El padre Juan siempre serio, y tal vez distante, no lo era cuando de actuar se trataba. Así fue que desplegó toda su energía para dar forma a la creación del Centro Educacional Asunción, el que se instaló en la ex-casa de vialidad, calle Urriola. Se la jugó por entero, se consiguió los recursos monetarios en el Banco Del Estado, y los pupitres en el Instituto O´Higgins de Rancagua ( de los Hermanos Maristas ) para dar inicio a una gran experiencia educativa, en ese momento, no sé ahora, era el año 1981, recién se iniciaba la municipalización de la educación pública y surgían los colegios subvencionados, y ahí estuvo el cura Juan.

El propiciaba un colegio donde los trabajadores fueran los dueños, autogestión, pero por cosas no del destino, sino por decisiones humanas el colegio terminó siendo una sociedad en la que él participaba muy lejanamente, solo le preocupaba que la línea cristiana no se viera minimizada. Asistíamos a una liberalización de la sociedad, la Iglesia representaba lo conservador. Recuerdo cuando en un gesto que se alejaba de ésta línea, el colegio había decidido contratar a un profesor evangélico para las clases de Religión, hizo notar los orígenes de la institución y que ésta errada decisión quedara sin efecto. Era al parecer el comienzo de otras decisiones tan erradas como la comentada.


Trasladado a Santiago, después de extender su estadía en Rengo por varios años, para estar al lado del colegio y orientar su desarrollo. Pude visitarlo en la Iglesia El Golf, donde en una apacible vida, ejercía el sacerdocio, ya con algunos problemas de salud. Ojalá hoy se considere la posibilidad de denominar al colegio con el nombre de este sacerdote tal como muchas veces lo sugerí, sin su apoyo el Colegio Asunción nunca habría existido.-


Gavino Martínez Maturana.-

Fuente : http://www.prensa6.cl/?p=1171


Apoyados en la fe emanada de la enseñanza cristiana recibida en las Aulas Maristas, elevamos nuestras fervientes oraciones por el eterno descanso de su alma, juntamente con encomendarla en nuestras oraciones, por lo que creemos que ya ha sido acogida en el Reino de Dios y duerme en la paz del Señor.

Acompañamos en estos momentos a sus familiares y a la Gran Familia Asuncionista, tan ligada a nuestra Congregación y a nuestro Colegio, por la irreparable pérdida de este insigne sacerdote..

Oración por los Difuntos


¡Oh Dios! Nuestro Creador y Redentor, con tu poder Cristo conquistó la muerte y volvió a Ti glorioso.

Que todos tus hijos que nos han precedido en la fe participen de su victoria y disfruten para siempre de la visión de tu gloria donde Cristo vive y reina contigo y el Espíritu Santo, Dios, por los siglos de los siglos.Amén.

Dales, Señor, el descanso eterno.
Brille para ellos la luz perpetua. Descansen en paz. Amén.

María, Madre de Dios, y Madre de misericordia, ruega por nosotros y por todos los que han muerto en el regazo del Señor. Amén.